domingo, 21 de octubre de 2012

De placeres confesados que debieran ser inconfesables... III

La mayor parte del tiempo, durante el día y, casi convencida, también por la noche... una vive ensimismada. Hace cosas con la mente al X% en la tarea, y otro Y% viajando por ahí. 
Es habitual que sea lo que sea que hago, con música puesta mientras o sin ella, pintando, trabajando al ordenador, doblando pares y pares de calcetines, todos tan iguales que ya ni me preocupa concentrarme para emparejarlos adecuadamente, limpiando los cristales justo horas antes de que el clima decida que lloverá sobre ellos... no sé cuánto de mí está ahí y cuánto no... 
Sólo me doy cuenta cuando una frase me viene al coco, como hace poco... se elige ella sola o es que sale y entonces vuelvo... "Si yo sólo quiero ser feliz"... la escucho con mi voz en el hueco de mi cerebro, despierto y me asusto de mí.


Foto tomada en la misma microexposición del placerII (por tanto, en compañía de la misma macroamiga)

28 comentarios:

  1. Me mataste con esta entrada. Me "omnubiló" por completo. Tocada y hundida.
    Achuchones al desnudo (ups).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Achuchones, Maia... y ahora, resucita, por favor ;-)

      Eliminar
  2. ¡Toma...y yo!
    Pero yo lo procuro con mucha fe y esperanza...jajaja
    Besos y salud

    ResponderEliminar
  3. Yo he perdido varios parejas de calcetines, me he percatado al planchar, he rebuscado por la ropa que queda por lavar y no los encuentro. No me explico donde diablos están, creo que la lavadora engulle prendas. Deseo que un poco de humor real sea regenerador. Recibe chuches y ciberbesos, little.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jijijiji como te conozco te imagino y como te imagino, aún más sonrisa se me pone... estamos locos, che!
      Achuchones

      Eliminar
  4. Yo no doblo calcetines,pero se me va la cabeza en otros menesteres que trabajan mi mente y la dejan desparejada como ese calcetín que no se sabe dónde fue a parar si entró y no salió.
    Solo quiero etar bien, ser feliz me parece pedir mucho en estos momentos. Bonito, lo que cuentas. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Marcela... bonito es mucho decir. Desparejados los pensamientos son independientes y siguen pa'lante.
      Achuchones

      Eliminar
  5. Supongo que lo mismo nos sucede a todos.
    Incluso lo de los calcetines.
    Aunque a mi, en cuanto a ellos cuando los estoy colgando en el tendedero, recien lavados, paso apuro de que el viento me los vuele de las manos...si...ya se que estoy como una cabra, pero puede estar tranquilo, que cuando salgo al balcon a colgar o recoger, se levanta el viento y tengo que tener mucho cuidado.
    Asi como en tu caso llueve cuando limpias los cristales.
    Y en todo nuestro esfuerzo, tanto y tanto organizar, trabajar, etc.; todos buscamos lo mismo: la felicidad, y a veces nos olvidamos que en esa pequeña lucha contra el viento robacalcetines, tambien la podemos encontrar: cuando lo vencemos y no se lleva ninguna!!

    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú sí que sabes, Cheli... jajaja y tomo nota!
      Achuchones

      Eliminar
  6. Yo me he quedado así también un poco como Maia. Un achuchón fuerte, al 100%

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nada, nada... salgamos de paliativos al 100%
      Achuchones!

      Eliminar
  7. No sabría decirte si salen o se eligen, pero más bien creo que sale cuando más ajena estás, y cuanto más ensimismada en las rutinas habituales, y precisamente es eso lo que las debe disparar. Frases como la que nos cuentas, o silencios quebrados..... y con los años te puedo asegurar que se acrecientan....
    Te dejo muchos achuchones, muchos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo recojo tus palabras y tus achuchones, muchos, muchos... que me sirva de alarma conforme crezcan! ;-)
      Achuchones!

      Eliminar
  8. Todavía voy a rebajar las peticiones: virgencita, virgencita, que me quede como estoy.
    ;-)
    No te asustes por lo que pidas, que o que non chora...eso.
    Achuchones!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ...non mama
      Di que sí, virgencita.
      Achuchones

      Eliminar
  9. Ah, y yo que pensaba que tú buscabas la fama. Pero la fama cuesta. Y aquí es donde vas a empezar a pag...(Me suena este dicho. Después venía el estribillo ese de: "feeeim, aquarimichiforevor, aquaramichiforfeim, feeim...")

    Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encantaba la mala leshe de la profesora de feeeim jejeje
      A lo mejor es por haberla visto que no busco eso precisamente jejeje
      Achuchones psicotrópicos

      Eliminar
  10. El ensimismamiento no es compatible con doblar las medias, estás avisada. Tocada...asì se queda una con esas frases como de "generación espontánea"...Un beso,un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tocada y sorprendida, Fio... un poco como ¿Quién me habla? jejje
      Achuchones, que son abrazos con besos apretaus.

      Eliminar
  11. Y es que siempre hay ese botón en el cerebro que nos permite viajar a otros lares, a otros mundos mientras realizamos tareas rutinarias.

    Y hay gente con mayor capacidad de abstracción que otras.

    Achuchonessss!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    2. Me recordaste a un cuento que estudié de pequeña en el cole... "El PapaMoscas"... eso sí era abstraerse jajaja
      Achuchones, Sese!!!

      Eliminar
  12. Sí, yo también quiero ser feliz. Y pongo todo el empeño en ello, aunque algunas veces algún temporal en el estrecho no me deje conseguirlo del todo.
    Y sí, a mí también se me come los calcetines la lavadora.

    Besines linda!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con el último temporal... creo que en el aseo, donde guardo la ropa por lavar, se había generado un universo paralelo... las prendas casi cobraron vida jejeje pero saltó levante, salió el sol, y en un día acabé con toda vida extraterrestre... humana sádica yop :)
      Achuchones, preciosa!

      Eliminar
  13. Creo que alguien se quedó con el manual y nos lanzó al mundo sin miramientos.

    Tocada, hundida y afortunadamente reflotada

    abrazos achuchaos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y que a mí siempre me salga agua... qué mala zuetttte ;-P

      Sin manuales, cierto... muy bueno, Mariluz... gran velita iluminada la tuya!
      Achuchones, muchos y más.

      Eliminar
  14. ¿Solo? Eso ni siquiera es mucho, lo es todo.

    Y si, la rutina la hacemos con la cabeza en sitios mas placenteros.

    Yo hace tiempo que me rendí y me pongo los calcetines como los encuentro. La gente es muy amable y (casi) nunca me preguntan por que llevo uno azul oscuro y otro negro.

    ResponderEliminar

Si quieres,puedes mostrar lo que surge en tu cabecita al respecto,...o sobre lo que apetezca